“No quiero más películas en las que solo los hombres actúan y las mujeres acompañan, aman y están guapas.”

ENTREVISTA | Jana Dolan

Belinde Ruth Stieve es una actriz alemana. Por su experiencia en la industria del cine y la televisión, empezó a escribir sobre la situación de las mujeres de la profesión en su blog, SchspIN [es un juego de palabras con tres significaciones: 1. es una abreviación para ‘Schauspielerin’, actriz en alemán; 2. relacionada a „herumspinnen“ (dejar libre el camino a los pensamientos) o „weiterspinnen“ (seguir un pensamiento) y 3. Spinnrad (un objeto productivo que está en movimiento)].

Para señalar la desigualdad de género, Belinde analiza listas de cineastas y muestra los números en estadísticas. Los números son desilusionantes. Hoy, nos habla de dichos números y de su motivación.

Bild_Schspin



¿A quién te diriges en tu blog SchspIN – Gedanken einer Schauspielerin [pensamientos de una actriz]?

Me dirijo a las personas del sector del cine, la televisión y los medios alemanes e internacionales. También a todos y todas interesados en mis temas ya que no solo trato el film. Nuevos abonados y abonadas siempre son bienvenidos.

¿ Porqué escribes el blog en dos idiomas, alemán e inglés?

El tema central de mi blog es la situación de las mujeres delante y detrás de la cámara en producciones audiovisuales de Alemania y el mundo. Los fenómenos que analizo y los aspectos que trato son universales, y por supuesto para la interacción y el discurso internacional es mejor publicar mis textos por lo menos en una idioma más que alemán. La mayoría de la gente que visita mi blog y hace clic en mis textos es de Alemania, pero siempre hay gente de otros países, no-germanoparlante. De ahí surgió la decisión que tomé hace dos años, cuando empecé bloguear. Por ejemplo, también estoy en contacto con una bloguera de Nueva Zelanda (Marian Evans), con la que intercambié varios artículos. Los lectores y las lectoras que vieron esa entrevista y que, quizás, después empezaron visitar mi blog, probablemente entienden inglés en lugar de alemán.

¿Que significa igualdad para ti?

Para ponerlo de una forma muy simple, es la situación cuando las mujeres ya no están discriminadas.

¿Se puede expresar o medir la igualdad en números?

Las estadísticas son muy útiles para comparar la situación de igualdad en países diferentes, con números de estudiantes, títulos escolares, formaciones profesionales, sueldos, etc. […] pero esto sólo son aspectos particulares.

A menudo los números están ahí, pero no se perciben. Por ejemplo, la predominancia de hombres en elencos. Vemos los hombres y las mujeres, pero normalmente no los contamos. Para nosotros, es normal en la televisión – ficcional o no – ver más hombres que mujeres, pero porque vemos los dos géneros, pensamos que la situación está más equilibrada de la que es en realidad. Una y otra vez recibo respuestas de lectores sorprendidos que han leído evaluaciones de grupos de películas en mi blog, donde hay 1,7 o 2 o 2,5 veces más hombres que mujeres. Por supuesto esto no supone un problema cuando una película narra la historia de hombres y niños, pero para eso debería haber historias sobre mujeres y niñas también, e historias con todos los géneros, para que al final la situación sea relativamente equilibrada, como en la sociedad. Eso lamentablemente no ocurre en las películas y las series de TV.

Estadísticas sobre la situación trás la cámara, guión, dirección, producción, vestuario, etc… son indicadores importantes porque señalan desproporciones. Y el hecho de que se difundan estos números provocará probablemente el pensar y hablar de contramedidas. La situación actual en la que nos encontramos en la que la mayoría de las historias audiovisuales están contadas y escritas por hombres y en la que la mayor parte de los papeles están interpretados por hombres supone no solo es una discriminación hacia las mujeres del mundo audiovisual en el mundo laboral, sino que también tiene un impacto extenso para el público, para toda la sociedad.

Los resultados de tus estadísticas son desilusionantes respecto a la presencia de las mujeres en el mundo audiovisual en Alemania. ¿Tienes una suposición de por qué las mujeres siguen siendo representadas por una pequeña minoría en las producciones de cine o de TV, especialmente en la administración?

No puedo responder a esta pregunta con seguridad. Por lo general, las mujeres en el mundo audiovisual tienen desventajas, pero eso vale para muchos otros sectores como el artístico, el político, el económico… por lo que creo que es un fenómeno y problema estructural y social.

No sin razón el gobierno federal alemán ha acordado una cuota de género para los consejos de administración y tenemos grupos como Pro Quote Medien (en pro de la cuota para los medios), Pro Quote Medizin (la medicina), Pro Quote Regie (la dirección) que también tratan la situación en que las mujeres son representadas como minoría. Pero la cuestión es por qué la situación es así. ¿Es porque los hombres en la administración no quieren mujeres en sus filas? ¿Son las mujeres en altos cargo como, por ejemplo, directoras, aceptadas y valoradas , por todos sus subordinados y subordinadas?, ¿o es porque las mujeres desconfían de su misma capacidad?, ¿son esos problemas individuales o resultan de una situación social, de la educación, de la falta de modelos en la vida real y en películas y/o literatura?

Al final del año 2014 analicé la repartición de género en las juntas directivas de 17 asociaciones del cine, sus departamentos ejecutivos. Eso fue poco después de la resolución de la cuota de género para los consejos de administración. Las asociaciones son muy diferentes, hay equilibrados y por supuesto hay asociaciones típicas para mujeres y hombres también. […] Por eso no puedo explicar por qué las mujeres del mundo audiovisual están tan poco presentes, hay demasiados factores, pero sólo el hecho que la situación todavía sea tan desigual en el siglo XX… eso es una tragedia.

¿Hasta que punto es necesario el feedback para tu trabajo en relación con el tema? ¿Te parece que hay gente interesada también fuera del mundo del cine?

A menudo recibo feedback positivo del sector. Por lo menos sé que mi blog está siendo leído y de esta forma la gente tiene información a la que antes no accedía. Por eso me alegro cuando el blog se da a conocer más. Eso no quiere decir que los lectores tienen que darme la razón, pero quizás les pueda ayudar desarrollar su propia opinión. Un ejemplo: Pienso que todavía hay demasiadas actrices que dudan de sus capacidades porque no han trabajado mucho. Si estas mujeres tuviesen datos y números sobre la situación del reparto de una película (en blanco o negro o azul y rosa como en mi blog), puede ser hasta liberador. Y quizás esto les anime a comprometerse, a través de una asociación o un sindicato, a luchar en contra de la situación actual. Esto vale para los hombres también. No creo que todos estén de acuerdo con este programa artificial que reduce a las mujeres a personajes secundarios.

¿Y fuera del mundo audiovisual?

El año pasado, por ejemplo, dí una conferencia a la re:publica y ahí había un interés muy grande. Algo que me da pena sin embargo, es que hasta ahora hay pocos comentarios y poca discusión en mi blog, pero como sólo tiene dos años de vida, me mantengo optimista respecto a ello.

Una cuota especialmente importante para películas de la masa – tanto en la televisión como en el cine – es el número de espectadores. En uno de tus artículos señalas que participan aún menos mujeres en la producción de películas de la masa que en películas artísticas. ¿Significa esto que el público no está interesado en las películas hechas por mujeres?

En primer lugar hay que diferenciar entre el número de visitantes en el cine, que se puede medir a partir de la venta de billetes, y la cuota de espectadores de la TV, que sólo es un cómputo aproximado de dudosas pruebas al azar.

Las razones por la decisión para una película en la tele o en el cine por supuesto dependen del interés, pero también de la casualidad, de la oferta, de la programa de otras canales. Lo que hay que tener en cuenta en la era digital es que mucha gente ve programas con desfase de tiempo, en la mediateca.

En lo que se refiere a las directoras: entre las top 20 de las películas, la parte de las mujeres es más alta que entre las top 100. Eso significa que sus películas no son desgraciadas para el público, sino que las mujeres filman menos y si lo hacen son principalmente películas de bajo presupuesto.

top100_2013_4gewc_en1

La distribución de género entre los productores de los Top 100 del cine alemán en 2013, estadística de SchspIN.

Desgraciadamente, esto se produce de forma global y los proyectos de más inversión económica son distribuidos a los hombres. Eso nos lleva a los productores y las productoras y a la promoción del cine, porque se promociona menos películas de mujeres. Por eso resulta que hay menos películas en la oferta para visitar para el público. Y no hay que olvidar: muchas veces el público no conoce al que ha hecho la película. Claro que algunas van en el cine porque quieren ver la nueva peli de Jean-Pierre Jeunet o Woody Allen o Margarethe von Trotta, pero creo que se elige la mayoría de las películas por el contenido o el título. El que ve Santa Clara o James Bond no elige para o contra el director o la directora. Eso nos lleva a la pregunta cuáles películas son filmadas por mujeres. Las tres películas de Santa Clara escenificaron mujeres mientras que todas las de James Bond solo hombres.

Apoyas la iniciativa Pro Quote Regie [en pro de la cuota en la dirección] que, entre otras cosas, reclama una cuota de género para la distribución de labores de dirección en el mundo del cine. ¿Por qué necesita el sector de cine en Alemania una cuota de mujeres?

Si, incluso la firmé. La cuota de mujeres, en primer lugar es un señal, una indicación de una situación penosa. Lo más destacable para mí es un estudio completo sobre la carrera y la situación profesional de las directoras y sobre la praxis de la distribución de canales y comisiones de promoción en relación con el género.

Un caso muy particular fue el siguiente: Pro Quote Regie reclama una cuota en tres pasos. 30% directoras en 3 años , 42% en 5 años y 50% en 10 años. El 42% representa el número de mujeres entre las licenciados de las academias de cine de los años anteriores. El 50% sería especialmente significativo porque eso supone más que la cantidad de mujeres licenciadas. Pero hoy día, por ejemplo, en Alemania la cantidad de hombres en la alta dirección de la televisión es mucho más grande que en la dirección en general.

¿Puede la cuota solamente cambiar la situación? ¿Cuáles serían las alternativas o qué más se debería cambiar para conseguir igualdad en el mundo del cine en relación con el género?

Yo pienso que el primer paso es una conciencia diferente. Es decir, saber cuántas mujeres ruedan en la tele y también entender por qué la situación es como es. La Asociación Nacional de Dirección hace poco efectuó un informe de diversidad sobre los programas de primetime de ARD y ZDF [canales públicos] de los cuatro años pasados, de 2010 a 2013. ¿Y cuál fue el resultado? Solo el 11% de los minutos emitidos fueron al mando de directoras. Y en más de 50% de las series, ninguna mujer ha rodado ni un solo capítulo durante estos cuatro años.

¿Son los canales conscientes de esto? ¿Los responsables en las empresas de producción? ¿Los miembros de consejos de administración? No lo creo. Hay una cuota o representación proporcional o como lo queremos llamar. Y ya se han empezado a motivar cambios, por ejemplo, el partido Die Grünen [Los Verdes] cuando se presentaron como candidatos para el parlamento tuvieron varias reglas fundamentales: una fue la igualdad de género en las listas y en los empleos. Fue muy criticado pero décadas más tarde esta medida se ha extendido a más partidos políticos y el número de mujeres en parlamentos y ministerios está subiendo continuamente.

¿Por qué luchas por la igualdad de género en el mundo de cine en particular?

Es el sector donde trabajo. Soy actriz, por eso primero veo los papeles, los guiones, lo que pasa atrás de la cámara. Y ahí hay lo que llamo Retro Reality: trabajan el doble de hombre que de mujeres, no hay puestos para mujeres mayores de 40 años y abundan los anticuados estereotipos de género. Pero en la vida real hay hombres y mujeres de todos los grupos de edad, etnias, físicos etc., en todas las situaciones y profesiones, por eso también deben aparecer en la pantalla y en la televisión.

Lo que vemos en el cine y la televisión tiene influencia en la visión que tenemos de nosotros mismos y de la sociedad, nuestra vida, nuestros deseos y sueños. Espero que veamos nuevas ideas, inspiraciones y ánimos. Y debería haber algo para todos, para mujeres y hombres, niñas y niños. Y por eso no quiero más películas en las que solo los hombres actúan y las mujeres acompañan, aman y están guapas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s