Lola Salvador o Salvador Maldonado

Raquel López

Lola Salvador es una de las guionistas más célebres del país y, sin embargo, a lo largo de su trayectoria la mayor parte de sus obras han ido firmadas con el seudónimo de Salvador Maldonado. Desgraciadamente, una mujer nacida en 1938 y que, por tanto, desarrolló la primera etapa de su carrera en una España dictatorial, no podía utilizar su propio nombre en una profesión que ni siquiera estaba bien vista si la ejercía un hombre. El uso de un falso nombre no le impidió, sin embargo, ser una de las firmantes del acta fundacional de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficasde España en 1986, año en el que comenzó a formar parte de ella.

A pesar de todo y, afortunadamente, la sociedad española ha avanzado mucho a lo largo de este tiempo y con ella las instituciones encargadas de reconocer a los profesionales del mundo audiovisual. Así, en el año 2011 Lola Salvador recibió la Medalla de Oro al Mérito en Bellas Artes por parte del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Y lo que es aún mejor, el pasado julio la guionista recibió el Premio Nacional de Cinematografía 2014, que le fue entregado durante el Festival de Cine de San Sebastián. La buena noticia en este caso fue doble: por un lado, se premió una de las profesiones menos reconocidas del mundo audiovisual, la de guionista (de hecho, este Premio solo había sido concedido a un profesional de esta destreza en 1982, tratándose entonces de Rafael Azcona); por otro, se reconoció así la ejemplar trayectoria de una de las mujeres más relevantes del panorama audiovisual español.

Sin embargo, Lola Salvador ha escrito ficciones para todos los medios y no únicamente para el cinematográfico, como atestiguan sus guiones radiofónicos para programas como Con los ojos cerrados o Diario de la luna o los televisivos para Barrio Sésamo. Del mismo modo, también ha adaptado obras clásicas al teatro y publicado varias novelas, como El crimen de Cuenca (basada en la obra cinematográfica homónima que había compuesto previamente). A pesar de todo, una de las pocas obras que ha firmado con su verdadero nombre es Palmeras en la niebla, la cual codirigió junto a Carlos Molinero. En su actividad como guionista cinematográfica destacan obras comoLas bicicletas son para el verano, Tierno verano de lujurias y azoteas o Manolito Gafotas en ¡Mola ser jefe!, así como Salvajes, por la que obtuvo el Goya a Mejor Guión Adaptado.

Pero Lola Salvador no defiende una postura tajantemente feminista y cuando le preguntan si hacen falta más mujeres en el ámbito fílmico, asegura que “En el cine español nos hace falta más gente decente. Distingo poco, y creo que realmente lo que necesitamos es más gente con talento, sea del sexo que sea”.  Esto, junto a su enorme preocupación por la realidad actual y el reflejo que considera que ha de encontrar esta en las producciones cinematográficas demuestra que, al margen de las dificultades que ha encontrado a lo largo de su trayectoria, ha sabido desarrollar su actividad con unaprofesionalidad intachable, lo que es al final el argumento de más peso para reivindicar la igualdad laboral.

Fuente: Lola Salvador, Premio Nacional de Cine 2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s