Keira Knightley y la prensa femenina

Raquel López

Una controvertida noticia referente a la actriz británica nos sirve para reflexionar sobre el papel que tiene la prensa femenina en la lucha por la igualdad de género


Keira Knightley es una actriz británica que saltó a la fama gracias al film Quiero ser como Beckham y que se consolidó en ella a través de conocidas películas como Orgullo y prejuicio o la saga Piratas del Caribe. En las entrevistas que la actriz ha concedido a lo largo de su carrera ha puesto de manifiesto su carácter tímido, que ella misma ha confesado le ha acompañado durante toda su vida. Sin embargo, diez años después de haber celebrado su graduación ha salido a la luz que acudió a ella acompañada por una amiga y que se besó con esta en la foto, motivo por el cual no se le entregó la imagen.La falta de respeto a la vida privada de personajes públicos es algo frecuente en especial en medios de comunicación de carácter amarillista, pero en ocasiones se llega a niveles absurdos que desembocan en informaciones disparatadas. ¿Qué sentido tiene convertir en noticia un suceso acontecido diez años atrás y de semejante relevancia? Y lo que es más importante, ¿por qué debería ser noticia que Keira Knightley no fue invitada a su graduación por ningún chico y decidió que su pareja fuera una amiga? Este tipo de publicaciones, asumidas como algo corriente, contribuyen a la permanencia de estereotipos e ideas machistas en la sociedad.

De cualquier manera, también es interesante analizar el hecho informativo, y es que llama la atención que en un país como Inglaterra en el año 2004 -en pleno siglo XXI- estuviera mal visto que dos chicas se besaran en su foto de graduación. En ese mismo sentido, Knightley y su amiga también fueron reprendidas por su vestimenta, que al parecer no era adecuada para un acto como aquel. Todo esto demuestra, una vez más,que sociedades modernas y –supuestamente- avanzadas tienen todavía un pensamiento donde los actos de las mujeres están continuamente siendo reprimidos.

Se juzga continuamente a las actrices en los medios de comunicación por numerosos motivos y resulta curioso que es precisamente de la prensa femenina de donde surge el mayor número de críticas. En este caso, la revista Cosmopolitan -dedicada por entero a las mujeres- titula la noticia: Keira Knightley fue a su baile de graduación con una chica. El hecho informativo es para este medio que la actriz, que ahora es una de las más guapas de la meca del cine, no tuvo con quien ir a su graduación y tuvo que recurrir a una amiga para que le acompañara. Para el medio, además, esta información es lamentable y parece que se apiaden de la Keira del pasado.

Carece de sentido que un medio de comunicación dirigido a mujeres humille así la figura femenina y siga manteniendo clichés machistas haciendo asumir a sus lectoras que esto es algo normal. No es admisible que en el año 2014 y en una sociedad occidental -que hace gala de respetar la figura femenina y de equipararla a la del hombre- se siga alimentando desde un medio de comunicación el machismo. El panorama audiovisual es, en última instancia, un reflejo de la sociedad y es necesario que se luche en él como en esta por la igualdad de género, y no que las mujeres se tiren piedras sobre su propio tejado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s